Páginas

Cupcakes de Chocolate y Vainilla

jueves, 10 de marzo de 2016


Con la entrada de hoy vuelvo a mis orígenes, a aquellos que un día me hicieron adentrarme en la repostería de manera más sistemática y los que me motivaron a comenzar mi andadura como bloguera.

Sí amigos, esos orígenes son mis adorados y deseados "Cupcakes".

Hacía tanto tiempo que no prepara una deliciosa bandeja de cupcakes, que cuando volví a comerme uno, o dos del tirón jejeje, pude recordar que sería capaz de alimentarme única y exclusivamente a base de estas pequeñas maravillas del mundo.

Os prometo que con cada bocado que le daba, sentía la felicidad absoluta recorriendo mi cuerpo. Os parecerá exageración, pero os puedo prometer que así lo sentí. Después de tanto tiempo cuidándome y comiendo "postres Fitness", los cuales están muy buenos y te ayudan a hacer más llevadero el día a día, darle un buen mordisco a ese Cupcake chocolateado a tope, me hizo sentir la mujer más feliz del mundo mundial.

Y ser adicta al chocolate en todas sus versiones no influye para nada con esa sensación de felicidad plena. Y es que la combinación del bizcocho jugoso de vainilla repleto de pepitas de chocolate con leche, el relleno de crema de chocolate y avellanas y la corona de trufa del buttercream, hacen que estos cupcakes se conviertan en un sueño para los chocoadictos sin fin como yo.

Uufffff...........leyendo la descripción que os acabo de hacer, puedo volver a sentir su sabor en mi boca y es que amigos, son cupcakes que dejan huella. ¿Os animáis a probarlos?


INGREDIENTES PARA EL BIZCOCHO:

  • 115 grs de mantequilla sin sal a temperatura ambiente.
  • 220 grs de azúcar blanco.
  • 3 huevos M.
  • 180 grs de harina.
  • 1 cucharadita y media de levadura Royal.
  • 120 ml de leche semidesnatada.
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla.
  • 100 grs de pepitas de chocolate con leche.


INGREDIENTES PARA EL RELLENO Y LA DECORACIÓN:

  • Crema de cacao, yo uso la de Lidl.
  • Más pepitas de chocolate con leche.

INGREDIENTES PARA EL BUTTERCREAM DE CHOCOLATE:

  • 250 grs de mantequilla sin sal.
  • 325 grs de icing sugar.
  • 60 grs de cacao en polvo sin azúcar.
  • 2 cucharadas de leche semidesnatada.
  • 200 grs de chocolate negro para fundir.


PREPARACIÓN DEL BIZCOCHO:

Precalentamos el horno a 180º grados y preparamos nuestra bandeja para cupcakes con 12 cápsulas de papel que hayamos elegido para la ocasión, las negras que yo he elegido son ideales para unos cupcakes chocolateados al máximo como estos. Reservamos.

En un bol, tamizamos la harina, la levadura química y el cacao. Reservamos.

En el bol de la amasadora, batimos la mantequilla con el azúcar hasta que se integren y la mezcla se aclare.

A continuación, añadimos los huevos, uno a uno, batiendo hasta que se incorporen. Incorporamos la mitad de la harina y batimos a velocidad baja hasta que se incorpore.

Seguidamente, agregamos la leche, mezclada con el extracto de vainilla y volvemos a batir.

Terminamos echando la otra mitad de mezcla de harina que nos falta y batimos a velocidad baja hasta que la mezcla sea homogénea.

En este momento, añadimos las pepitas de chocolate y mezclamos bien con la ayuda de una cuchara de  madera hasta que estén bien repartidos por toda la masa.

Repartimos la mezcla en las cápsulas que teníamos reservadas con la ayuda de una cuchara para hacer bolas de helado.

Horneamos 20 minutos aproximadamente o hasta que un palillo salga limpio.

Sacamos del horno y dejamos enfriar los cupcakes en una rejilla hasta que se enfríen por completo.


 PREPARACIÓN DEL BUTTERCREAM DE CACAO:

Ponemos en un bol el chocolate negro y derretimos en el microondas poco a poco, en intervalos cortos de tiempo para evitar que se nos queme. Reservamos para que temple.

Tamizamos el icing sugar con el cacao y los colocamos en el bol de nuestra amasadora junto con la mantequilla y la leche. Batimos a velocidad baja un minuto, es importante tapar el bol con un paño limpio y húmedo para evitar de esta forma manchar toda la cocina de azúcar.

Transcurrido este tiempo, subimos la velocidad de la amasadora y batimos al menos otros 5 minutos a velocidad alta.

Añadimos el chocolate fundido a nuestro buttercream y mezclamos bien hasta que todos los ingredientes se integren. El buttercream se volverá cremoso y de color chocolate intenso. Reservamos.


MONTAJE DE LOS CUPCAKES:

Ponemos nuestra buttercream de cacao intenso en una manga pastelera con la boquilla elegida para la ocasión. Reservamos en la nevera.

Cuando los cupcakes se hayan enfriado por completo les hacemos un agujero con la ayuda de un descorazonador de manzanas y los vamos rellenando con una cucharadita generosa de crema de cacao con avellanas, yo le doy un golpe de calor en el microondas para que se vuelva más líquida y resulte más fácil rellenarlos.

NOTA: Yo he terminado por optar por no tapar los cupcakes una vez rellenos con los trozos de bizcocho que quito con el descorazonador. He notado que si los tapo, el bizcocho absorbe cualquier relleno y no queda igual. Me gusta que "chorree" el relleno cuando los muerdo ;)
Así podéis empezar a deleitaros con estos trocitos de bizcocho sobrante, yo es lo que hice jejeje.

Cuando tengamos rellenos todos nuestros cupcakes los vamos decorando con el buttercream de cacao, usando nuestra manga pastelera o, como he hecho yo en esta ocasión, con una paleta pequeña. Terminamos decorándolos con más pepitas de chocolate con leche.


Al ver esta foto me vienen tantos recuerdos....¡Cuánto me costó hacerla! El intenso olor a trufa no paraba de provocarme. Imagino que ya sabéis como terminó la sesión fotográfica, ¿no? Ñam ñam.

Besos a todos y hasta la próxima receta, mi horno está que hecha humo.

Gracias por leerme, sois lo mejor.